Ajedrez, diciembre 13, 2017

Travolta y el mate de Blackburne

John Travolta como George Malley en Phenomenon. Ilustración de Idearte para AG.

En su partida contra un aficionado (probablemente, en una sesión de simultáneas), Joseph Henry Blackburne, para más señas conocido como La Muerte Negra, llegó a la posición del diagrama, correspondiéndole jugar con las piezas de ese color:

El maestro de Manchester remató así: 20…Dg2+! 21.Txg2 Ch3++.

Un mate elemental para las preclaras mentes de hoy. La idea del mate tampoco era, ni mucho menos, nueva entonces, pues se encontraba ya en manuscritos medievales, aunque asociado al sacrificio de una torre. En cualquier caso, y puesto que se jugó en los años de la prehistoria del ajedrez profesional (Norwich, 1872), no nos ha parecido inoportuno llamarlo por el nombre de su protagonista. Por cierto que esta posición, según las fuentes, cambiar de lugar y de año como si en cada ocasión se hubiese introducido en la máquina del tiempo de otro famoso británico, H. G. Wells, padre de la ciencia ficción.
En la película Phenomenon (1996, dirigida por John Turteltaub e interpretada por John travolta, Kyra Sedwick, Robert Duvall y Forrest Whitaker), George, un hombre sencillo, celebra su 37º cumpleaños. En el pub del pueblo todo el mundo lo agasaja y el médico le regala un juego de ajedrez, aclarándole, condescendiente: “Siempre has tenido potencial.” Tras tomarse unas cuantas cervezas, el bueno de George sale a la calle y ve un extraño resplandor en el cielo, que va acercándose. Fija la vista, seguramente desconfiando de su estado, y unos ovnis, que avanzan a toda velocidad, le lanzan un impacto deslumbrante que le hace desmayarse. Cuando se recupera, vuelve al bar y cuenta la experiencia a sus incrédulos amigos. El médico está jugando al ajedrez y George, de pie, toma el turno de su rival sin apenas fijarse en el tablero. En pocas jugadas acaba dando mate a las blancas, sacrificando la dama según el esquema de mate anterior. La imagen se ve en cuestión de segundos, de modo que no es fácil retener la posición exacta, pero el rey blanco está en g1, y los caballos negros en g3 y h3, con torre y alfil blancos actuando de piezas autobloqueadoras (en g2 y h2, respectivamente).

“¡Se ha dejado ganar para celebrar su cumpleaños!”, dice uno.
“No me he dejado ganar”, replica el médico. “¿Qué significa esto, George?”

Esto nos permite comprender que George nunca ha sido enemigo para el médico, y que éste está impresionado por la combinación de su oponente. George adquiere unos increíbles poderes de inteligencia y memoria, que acaban trastornando al pueblo y que llevan a intervenir hasta el FBI. Pero eso es otra historia. Más tarde vuelve a verse al médico (Robert Duvall) jugar al ajedrez, seguramente aún traumatizado por el mate de Blackburne y su trasunto Travolta.

¿Quieres comentar algo?